Casa de la Encina

vivienda unifamiliar en Madrid

Este vivienda unifamiliar en Madrid entiende la casa es el espacio físico donde transcurre la mayor parte de nuestra vida, nuestras relaciones familiares y sueños. El uso que dicha arquitectura adquiere consigue que elementos físicos como paredes, ventanas, cocinas adquieran la denominación de hogar, de espacio cálido, de confort, donde la belleza, la armonía y el diseño conviven con la sencillez y  la calidez, donde la arquitectura de la vivienda además de belleza recoja las experiencias diarias y se mezclen en un ambiente singular, en un diseño a medida del propietario.

El estudio Aranguren y Gallegos nos presenta esta vivienda unifamiliar moderna en Madrid, caraxcterizada por la combinación de un diseño singular y moderno con ambientes cálidos y confortables.

Este proyecto arquitectónico de esta casa unifamiliar ha llamado nuestra atención por el uso de materiales como hormigón visto y madera, con piedra natural, que consiguen fusionar una construcción moderna en el paisaje, integran el espacio exterior en el interior de la vivienda unifamiliar en Madrid.

El hormigón visto define las formas geométricas de la construcción y se poya en elementos de madera que otorgan gran calidez al proyecto arquitectónico. La chimenea, la piscina y los porches generan espacios de encuentro familiar con vistas al paisaje inmediato. Grandes piedras se apoyan en el lateral de la vivienda unifamiliar y sirven de transición de la arquitectura a la naturaleza. Uno de los grandes atractivos de este  proyecto arquitectónico es su capacidad de presentar geometrías modernas a la vez que fáciles de vivir, un autentico lujo para el cliente, que puede disfrutar de una vivienda unifamiliar en Madrid donde el paisaje y la arquitectura se fusionan para generar un hogar acogedor.

El jardín presenta un gran desnivel entre la zona del acceso y la de la piscina, que es salvado mediante los volúmenes de hormigón apoyados en el terreno optimizando las vistas al paisaje. Este volumen se convierte en un marco del paisaje que queda introducido mediante composiciones fotográficas en las estancias interiores, las cuales adquieren un carácter sobrio y elegante, sencillo y sutil, siendo un proyecto de una escala muy agradable para una familia.

La principal característica de esta construcción es el uso de materiales vistos, de líneas puras de hormigón visto que definen grandes ventanales, porches y espacios exteriores que organizan el jardín en terrazas a distintas alturas.

 

Los espacios exteriores se fusionan con los interiores y sirven de vínculo con las vistas al paisaje de esta casa unifamiliar madrileña, una casa ligera y porosa, donde el diseño del jardín y las áreas al aire libre son prolongaciones naturales de la cocina, del salón o los dormitorios, proponiendo un modo de vida en comunión con la naturaleza.

La fachada se convive como un volumen escultórico que supone la base de este proyecto arquitectónico.

La piscina aparece como el último escalón del volumen descendente hasta fusionarse completamente en el paisaje, donde una sucesión de terrazas en distintas direcciones terminan por convertirse en césped del jardín. Un jardín sencillo que permite la contemplación del volumen de la construcción y del paisaje, con un diseño de las zonas exteriores basado en el respeto del paisaje autóctono de la zona. Dicho paisaje entra dentro de la arquitectura siguiendo sus geometrías y fomentando una agradable presencia del exterior en los espacios interiores, donde las espectaculares vistas al paisaje se completa con una construcción moderna y funcional.

A pesar de lo escultural del volumen, la planta de esta vivienda unifamiliar es profundamente funciona y los espacios de estancia buscan siempre la luz natural, quedan organizados en torno a un pasillo interior que está ligado a los espacios técnicos y escaleras.   Las singularidades de este proyecto son las diferentes situaciones espaciales que suceden en un espacio compacto.

Siempre es un placer descubrir la obra de este gran estudio de arquitectura, cuyo trabajo riguroso, serio, creativo reflejan su talento y capacidad para crear un proyecto funcional y estético, una vivienda donde el paisaje, la forma y la construcción conforman una gan experiencia conjunta para disfrutas de la arquitectura y de la vida en  esta casa unifamiliar en Madrid.

El uso de los materiales, de las formas y la organización del interior en base a las vistas han sido una clara inspiración para nuestro proyecto de vivienda unifamiliar en Madrid, cuya construcción ya está iniciada.

 

Arquitectos: Aranguren & Gallegos Arquitectos

Fotografías: Jesús Granada